BOTOX - Eliminación de Arrugas

BOOM! Las líneas de expresión, comúnmente llamadas “patas de gallo” o “arrugas del entrecejo”, son las marcas que se producen en la piel como consecuencia de la realización repetida de un mismo movimiento muscular o gesto. Para disminuir las líneas de expresión, las personas en ocasiones se someten a un tratamiento a base de BOTOX, que consiste en la inyección de toxina botulínica en los músculos, con el fin de disminuir las arrugas.

¿En qué consiste la aplicación de BOTOX?

El BOTOX bloquea la transmisión del impulso nervioso a nivel del músculo. Esto produce su debilitamiento e interfiere por lo tanto con su función de contracción. De esta manera, al estar el músculo en reposo, la piel que lo cubre se relaja y las líneas de expresión se suavizan y disminuyen progresivamente hasta desaparecer, en muchos de los casos.

¿Cómo se realiza este procedimiento?

El especialista le inyectara pequeñas cantidades de BOTOX en los músculos que producen las líneas de expresión. Para lograr esto, el cirujano plástico le pedirá que contraiga los músculos que van a ser tratados y, con una jeringa y una aguja muy delgada, infiltrará la sustancia.

¿En qué áreas del cuerpo puede ser aplicado el BOTOX?

El BOTOX puede ser utilizado principalmente en las líneas de expresión de la cara: frente, entrecejo, patas de gallo y cuello. No obstante, hay quienes recurren a su uso en áreas como la nariz, para respingarla, y las axilas, para controlar problemas de transpiración.

¿El tratamiento con BOTOX es adecuado para hombres?

Si, el tratamiento con BOTOX es tan eficaz en las mujeres como en los hombres. De hecho, es uno de los procedimientos que los hombres más utilizan al momento de realizarse un cambio o mejora en su rotro.

Si el BOTOX está compuesto por una bacteria, ¿es peligroso su uso?

A pesar de que la toxina botulínica es una toxina proteínica purificada producida por una bacteria denominada “Clostridium Botulinum”, el BOTOX no suele producir ni efectos colaterales adversos ni complicaciones de ninguna clase, porque las cantidades utilizadas en el tratamiento de las líneas de expresión son muy pequeñas y no llegan a diseminarse por el resto del organismo.

¿Los resultados son inmediatos?

Los efectos del BOTOX, comienzan a notarse a partir de los 5 a 10 días después de su infiltración.

¿Cuánto tiempo dura el efecto del BOTOX?

Los efectos del BOTOX tienen un efecto aproximado de unos 4 a 6 meses.

Tras una infiltración de BOTOX ¿qué precauciones debo tomar en cuenta?

Usted debe mantener una posición erguida durante unas 4 horas, hasta que la toxina se distribuya y actúe efectivamente en la zona de conexión del nervio con el músculo.

Además, le recomendamos realizar ejercicios de contracción muscular de las áreas tratadas, cada 15 minutos, entre 2 a 4 horas después de la infiltración (con el fin de distribuir la toxina).

¿Cuáles pueden ser las complicaciones de las inyecciones de BOTOX?

Algunas complicaciones que usted puede presentar son:

¿Cuáles son los efectos negativos del tratamiento con BOTOX?

Algunos de los efectos que usted puede presentar son:

  • Dolor e inflamación a nivel del sitio de infiltración.
  • Dolor de cabeza.
  • Nauseas.
  • Estas molestias aunque no son comunes en todos los pacientes, pueden estar presentes, pero las mismas desaparecen con el paso de las horas.

¿Cuáles son las contraindicaciones del tratamiento con BOTOX?

  • Enfermedades neuromusculares.
  • Alergia a la albúmina humana.
  • Alergia a la toxína botulínica.
  • Embarazo o período de lactancia.
  • Ingerir alcohol en la última semana antes del tratamiento.
  • Ingerir aspirina o antiinflamatorios en las 2 últimas semanas previas al tratamiento.

¿Es doloroso el tratamiento con BOTOX?

Como el procedimiento requiere del uso de las agujas más pequeñas, la aplicación de BOTOX no es dolorosa. En caso de haber dolor, éste puede ser minimizado si se enfría la piel con hielo unos momentos antes de la inyección.

¿El tratamiento con BOTOX se puede combinar con otros procedimientos?

Si, el BOTOX se puede realizar en conjunto con otros procedimientos quirúrgicos o no quirúrgicos. No obstante, esto dependerá de cada paciente, por lo que un médico capacitado será la persona más indicada para evaluar su caso.