Mastopexia - Levantamiento de mamas

En nuestras sociedades, los senos firmes, bien formados y bien ubicados son sinónimo de feminidad, juventud y sensualidad. Sin embargo, con el paso del tiempo, o luego de eventos como la pérdida de peso, el embarazo o la lactancia, la piel de las mamas suele perder elasticidad y los senos tienden a caerse y deformarse.

Para corregir unos senos caídos, muchas pacientes recurren al cirujano plástico para solicitar la realización de una cirugía de levantamiento de senos, también conocida como pexia mamaria o mamopexia

¿Qué factores motivan la realización de una mastopexia?

Mujeres que sufren estragos por embarazo, lactancia y variaciones de peso, son las principales candidatas para este procedimiento. Muchas pacientes solicitan esta cirugía porque desean corregir asimetrías mamarias y reconstruir sus senos luego de una mastectomía o lesión.

Es importante hacer notar que las mujeres pueden optar por reubicar la mama en su posición natural con la remodelación de su contorno, sin sufrir pérdida del tamaño. Igualmente, se puede optar por la colocación de un implante para aumentar la talla.

¿En qué consiste una mastopexia?

La cirugía de pexia mamaria consiste en levantar y reubicar el seno en su posición natural a partir de la eliminación del tejido mamario excesivo y la remodelación de su contorno (en conjunto con la reubicación de la areola y el pezón).

En una mastopexia el cirujano suele realizar incisiones casi imperceptibles alrededor de la areola aunque, dependiendo del grado de descenso del pezón, en ocasiones se hace necesario extenderlas hasta el pliegue submamario. Asimismo, en el caso de mujeres que tienen poco volumen mamario, usualmente los cirujanos recomiendan insertar prótesis de pocos cc, para mejorar la forma original de los senos y aumentarlos.

Por otro lado, en algunas pacientes, la caída de los senos se origina por el exceso de volumen mamario. En estos casos, algunos cirujanos sugieren complementar la mastopexia con una cirugía de reducción.

¿Quiénes pueden someterse a esta cirugía?

Esta cirugía se puede realizar en mujeres jóvenes, pero es más recomendada para mujeres que ya tengan hijos o que presenten molestias e inseguridad por el cambio anormal de la posición o tamaño de sus senos.

Sin embargo cada caso es único, por lo que un cirujano plástico acreditado es la persona más indicada para brindarle asesoría personalizada y evaluar si usted es candidata, o no, para una mastopexia.

¿Esta cirugía deja cicatriz?

Las cicatrices en una mastopexia dependerán de factores como el grado de descenso del pezón, el tamaño de la mama y el tipo de cirugías complementarias que deban practicarse.

Por ejemplo, en el caso de mamas poco caídas y de tamaño estándar, el cirujano probablemente podrá abordar el procedimiento a partir de pequeñas incisiones realizadas alrededor de la areola, las cuales dejarán cicatrices muy poco visibles, pues mejorarán con el tiempo y se confundirán con el cambio de color entre la piel de los senos y la del pezón.

No obstante, en el caso de mamas muy caídas o aquellas en las que es necesaria una reducción o aumento de volumen considerable, probablemente el cirujano deba realizar incisiones que dejarán cicatrices un poco más visibles (verticales o en forma de T), que mejorarán con el tiempo.

¿Cuánto tiempo duran los resultados?

A pesar de que los resultados de esta cirugía suelen ser bastante duraderos, la mastopexia no puede detener el proceso de envejecimiento y es posible que con el paso de los años sus senos vuelvan a perder su firmeza.

Otras razonas por las que se pueden perder los resultados de esta operación son el aumento súbito de peso, el embarazo y la lactancia.

¿Qué tipo de anestesia se usa en una mastopexia?

Para la realización de esta cirugía, generalmente se recurre al uso de la anestesia general. Esta anestesia debe ser aplicada por un anestesiólogo calificado a quien le sugerimos conocer personalmente antes de la intervención quirúrgica para que, en conjunto con su cirujano plástico, evalúe sus antecedentes médicos y le indique qué precauciones debe tomar en cuenta para garantizar el éxito del procedimiento y reducir riesgos.

¿Cuánto tiempo deberé permanecer en la clínica?

La cirugía de levantamiento de senos es una operación ambulatoria, por lo que usted podrá regresar a su casa una vez que pasen los efectos de la anestesia. Sin embargo, es importante que tenga en cuenta que en ocasiones, y dependiendo de su caso, el cirujano plástico podría solicitar la hospitalización por 24 horas.

¿Cómo me cuido después de la cirugía?

Durante los días posteriores a la cirugía, usted podrá experimentar dolor en el torax, el cual puede ser controlado con analgésicos.

Asimismo, usted deberá usar un brasier especial por un período que puede ser de una semana a un mes, dependiendo de la opinión de su cirujano, que le ayudará a evitar las molestias de la inflamación y a reforzar la firmeza de sus senos.

A los cuatro días podrá reintegrarse a sus actividades de rutina y a las dos semanas su cirujano le retirará las suturas. Sin embargo, si usted practica deportes extremos o de contacto, natación, buceo, o cualquier otra actividad que implique riesgos sobre el busto, le recomendamos evitarlas durante por lo menos un mes.

Evite también fumar y consumir medicamentos como las aspirinas, los cortico esteroides y la Vitamina E, pues dificultan el proceso de cicatrización de las heridas.

  • Tip para reforzar la firmeza de la zona: utilice cremas hidratantes, previa consulta con su cirujano, para recuperar la tersura de la piel del busto y ayudar a reafirmarlo.

¿Qué complicaciones pueden presentarse?

A pesar de que la mastopexia es un procedimiento seguro, en algunas ocasiones pueden presentarse complicaciones como:

  • Sangrado, hematomas: evitables con reposo adecuado.
  • Dolor: controlable con analgésicos.
  • Infecciones: controlables con antibióticos.
  • Disminución de la sensibilidad: síntoma que desaparecerá a las dos semanas.
  • Dificultad en la cicatrización: complicación que deberá mejorar con el paso de los días.

Consulte de inmediato con su cirujano plástico si alguno de estos síntomas en lugar de mejorar empeoran.